Mié. Ene 19th, 2022
El Papa Francisco publicó su mensaje con motivo de la XXX Jornada Mundial del Enfermo.



Este 4 de enero, Vatican News publicó el mensaje del Papa Francisco con motivo de la XXX Jornada Mundial del Enfermo, que se celebrará el 11 de febrero en la Basílica de San Pedro en el Vaticano, bajo el lema: Sean misericordiosos, así como el Padre de ustedes es misericordioso. Estar al lado de los que sufren en un camino de caridad.

Puedes leer: Las 12 intenciones de oración del Papa Francisco para 2022

En dicho mensaje, firmado el pasado 10 de diciembre, el Papa Francisco manifestó su esperanza en que la XXX Jornada Mundial del Enfermo pueda ayudar a toda la comunidad a crecer en el servicio y la cercanía a las personas enfermas y a sus familias.

En este sentido, el Santo Padre recordó que la misericordia es por excelencia el nombre de Dios, quien manifiesta su naturaleza no como un sentimiento ocasional, sino como una fuerza presente en todo lo que Él realiza, por lo cual nos cuida con la fuerza de un padre y la ternura de una madre, y está siempre dispuesto a darnos nueva vida en el Espíritu Santo.

En su mensaje, el Pontífice señala que el testigo supremo del amor misericordioso de Dios es Jesús, quien siempre estuvo cerca de los enfermos, tal como nos lo indican en numerosas ocasiones los evangelios, hasta el punto de convertir este gesto en la obra principal de la misión de los apóstoles, a quienes Él envía a anunciar el Evangelio y curar a los enfermos.

Tras recordar que en tiempo de pandemia muchas personas han fallecido en la soledad de una unidad de cuidados intensivos, señaló que es aquí donde se vuele importante el contar con la presencia de testigos de la cariad de Dios.

Por tal razón, el Papa Francisco dirigió especialmente su mensaje a médicos, enfermeros, técnicos de laboratorio, personal encargado de asistir y cuidar a los enfermos, y a los numerosos voluntarios que dan su precioso tiempo a quienes sufren, reconociendo que han hecho de su profesión una misión.

“El enfermo -escribe el Papa Francisco- es siempre más importante que su enfermedad, y por eso cada enfoque terapéutico no puede prescindir de escuchar al paciente, de su historia, de sus angustias y de sus miedos… E incluso cuando no es posible curar, siempre es posible cuidar, siempre es posible consolar”.

Por último, en su mensaje con motivo de la XXX Jornada Mundial del Enfermo, el Papa Francisco recuerda a la comunidad que la cercanía con los enfermos y su cuidado pastoral no sólo es tarea de algunos ministros dedicados a ellos, sino de todos los discípulos de Cristo.



Source link

Por CAtolicos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *