Dom. Ene 16th, 2022


UNICEF condena el asesinato de, al menos, cuatro niños y la mutilación de varios otros durante una escalada de violencia de la semana pasada en Myanmar. La organización pide que se tomen medidas urgentes para garantizar la realización de investigaciones independientes sobre estos incidentes, de modo que los responsables puedan rendir cuentas. Y extiende “sus más profundas condolencias a las familias de las víctimas»

Vatican News

En una declaración de Debora Comini, directora regional para Asia Oriental y el Pacífico de UNICEF, se refiere a los niños que perdieron la vida y a los muchos otros heridos de la semana pasada por la violencia reinante en el país.

“UNICEF condena el asesinato de al menos 4 niños y la mutilación de varios otros durante una escalada de violencia de la semana pasada en Myanmar”

El pasado 8 de enero se encontró el cadáver de un niño de 13 años en Matupi, en el estado de Chin, mientras que una niña de 12 años y otro niño de 16 resultaron heridos con armas pesadas en Loikaw, en el estado de Kayah, tras intensos ataques aéreos y de mortero.

Ese mismo día, una niña de 7 años resultó herida por un fuerte tiroteo en Hpa An, en el estado de Kayin.

Condena de los ataques aéreos y armamento pesado en zonas civiles

En cambio, el 7 de enero, un joven de 14 años y dos de 17 murieron por disparos en el municipio de Dawei, en la región de Tanintharyi. Además, el 5 de enero, dos niñas de 1 y 4 años de edad resultaron heridas por fuego de artillería en Namkham, en el estado de Shan.

 

UNICEF está profundamente preocupada por la escalada del conflicto en Myanmar y condena el uso de ataques aéreos y armamento pesado en zonas civiles. Estamos especialmente indignados por los ataques a niños que se han producido durante esta escalada de los combates en todo el país.

“Las partes en conflicto deben considerar la protección de los niños como una prioridad absoluta y tomar todas las medidas necesarias para garantizarles que se mantengan al margen de los combates y que las comunidades no sean utilizadas como objetivos”

Condolencias a las familias de las víctimas

Así lo exigen el derecho internacional humanitario y la Convención sobre los Derechos del Niño, de la que Myanmar es signatario. Además, y al igual que con otros incidentes recientes, UNICEF pide que se tomen medidas urgentes para garantizar la realización de investigaciones independientes sobre estos incidentes, de modo que los responsables puedan rendir cuentas. La organización extiende asimismo “sus más profundas condolencias a las familias de las víctimas».



Source link

Por CAtolicos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *